'fauxcolumn-outer body-fauxcolumn-outer'>

JOSÉ LARRALDE Y SU GUITARRA (Fragmento del tema "Allí donde alcé mi rabia")


Para escuchar el recitado, click aquí: 



JOSÉ LARRALDE Y SU GUITARRA 


(Fragmento del tema "Allí donde alcé mi rabia")

Guitarra que en el paisaje
de la vida me acompaña 
desatame las hurañas 
cadenas del comodismo 
y prestame el heroísmo 
de hacer flamear mis entrañas.

Guitarra que sos el cabo 
del facón de mi palabra 
que sos la dulce moharra 
ensartadora de penas 
dame la hermosa condena 
de ser tu esclavo... guitarra.

Guitarra de aquella vez 
que conjugué el primer canto 
con inocencia y encanto 
que amalgamó soledades 
te llevo en inmensidades 
melancólicas de llanto.

Guitarra que asoma triste 
como lirio en la capilla
inmaculada mantilla 
sobre el altar de la gloria 
pueblo que alza la victoria 
vertical de su semilla.

Guitarra que sos el puño 
de un país vivo y latente 
rebelde al indiferente, 
mercader de la pobreza 
dignidad de la grandeza 
por la vida o por la muerte.

Guitarra que en estridente 
silencio y meditación 
clavadas en tu diapasón 
la sabia razón del canto 
dejá que sea mi llanto 
quien rompa tu corazón.

Nubarrón tras nubarrón 
cubre el sol de la esperanza 
con promesas que no alcanzan, 
con realidad que no llega 
con manos que se refriegan 
y otras que nunca descansan. 

Nubarrón tras nubarrón 
que se convierte en pedrada 
sobre la melga sembrada 
de sueños y de ilusiones 
mientras crecen las pasiones 
proletarias y olvidadas.

Nubarrón tras nubarrón 
llovedoras de cinismo 
reliquias de un feudalismo 
ramificadas en leyes 
reyes que no quieren reyes 
pero que reinan lo mismo.

Catedráticas mortajas 
que levantan sus banderas 
en espera de otra espera 
que revalide su enjambre 
mientras el pueblo con hambre 
ni se ignora ni se entera. 

El avestruz, cuando empolla, 
guarda huevos pa las moscas, 
nace el charo y como rosca 
se entrevera en el reparto 
se llena hasta quedar harto 
con el buche como tosca.

Pero el hombre en cambio nace 
con clases y diferencias 
y ya desde la inocencia 
se dentra a ver con espanto 
que unos cuentan con el cuánto 
y otros con la indiferencia. 

La ley dice que quien llora 
en esta vida fugaz 
seguro hallará la paz 
en la dulce vida eterna 
es igual que tener piernas 
y no poder caminar.

Elástica pregonada 
que se adapta en el criterio, 
a veces, te pone serio, 
a veces te hace reír 
pero nadie habrá de ir 
más allá del cementerio. 

Toda alma que sufre acá, 
acá nomás la termina, 
si por sentencia divina 
todo ha de quedar olvidado 
el futuro y el pasado 
se abrazan en la letrina.

Ilustración peregrina 
de un peregrino pregón 
canta el rico su canción 
y canta el pobre su cuita 
que la encefálica cita 
la supedita un gorrión.

Nostalgia de una canción 
que idealiza las virtudes 
en abismas inquietudes 
que intercala con zozobra, 
magnitud de lo que sobra 
en faz de vicisitudes.

Gratuita interpelación 
el sol de cada mañana 
¿Cuál es el por qué de la vana 
coincidencia hacia el ocaso? 
Si cada día es un brazo 
que el astro rey te regala.

¿Por qué el ególatra inquieto 
alimenta su porfía 
en cultivar la agonía 
de catastrófica duda, 
regada con el que suda 
coagulado de osadía? 

¿Por qué la excema total 
sobre el rostro casi inerte 
de la virtud siempre fuerte 
de nuestro orgánico suelo? 
¿Por qué se le niega el vuelo 
a quien nació con tal suerte?

¿Por qué preludia la muerte 
en desnutrido cordaje 
arrancado del obraje 
del motor de la semilla? 
¿Porque vive en la jaulilla 
quien reboza en su plumaje? 

Año tras año hace el siglo, 
siglo tras siglo, el milenio 
y no siempre calienta el leño 
por prodigiosa sustancia, 
calienta más la ignorancia 
producida por los genios.

La ignorancia es material 
pa ser esclavos baratos 
desparramados o en hatos 
son carne pal matadero, 
sin tabaco ni yesquero, 
ni camisa ni zapato.

Palenque pa' cualquier sarna 
y esquinero pal' pechazo 
brazo más brazo más brazo,
lomo más lomo más lomo 
si no hay pa comer no como,
si me enfermo no hago caso.

José Larralde (Fragmento de 
"Allí donde alcé mi rabia")

HERENCIA PA' UN HIJO GAUCHO III (José Larralde) LETRA COMPLETA

José Larralde

Herencia pa un hijo gaucho III

(LETRA COMPLETA)


Soná guitarra pampera que preciso tu tristeza

encerrame en la tibieza de tu embrujo celestial

que en esta gota de sal es un gaucho el que te besa

En el divino torrente de tu eterno divagar

tal vez se logre ensamblar mi copla lenta y tristona

y en gravísimas bordonas al cielo quiera llegar.

Si me falta por sobrarme lo que me sobra al faltar

si no me puedo ensartar en tu madero dolido

del camino recorrido se que nada ha de quedar

de tu boca sentí el beso más dulce y más soñador

de tu seno vibrador el respiro quejumbroso

y hasta me sentí celoso del zorzal que te anidó.

Que bueno saber que soy prolongación de tu ser

que lindo sería saber si mañana cuando muera

con restos de tu madera en árbol vuelva a nacer.

Que culpa tiene mi canto que un gaucho sea su dueño

si fue el gaucho que en su ceño depositó su confianza,

cómo puede la esperanza saber si es grande o pequeño

nadie sabe más que yo con mi defecto y virtud

adónde llega la luz y adónde no ha de llegar.

Quien no me quiera escuchar me ayudará con la cruz.

Quien enseña lo aprendido, aprende por enseñar

quien se larga a caminar y quien camina hace rato

no ha de importarle el zapato por más que duela al andar.

Cada hombre sabe mucho de lo poco que aprendió

no vale por lo que dio sino por lo que ha de dar

o mucho habrá de llorar la madre que lo parió.

Cuando el brazo pasa y queda el sudor que lo empapó

cuando el pescuezo dolió por tragar un pan reseco

del tiempo el manto es un fleco en la historia que lo historió.

Quizá nadie quiso darle más que olvido a su recuerdo

y algo peor, por no saberlo el hombre desagradece

y en los ojos de las reses fija los suyos el cuervo

antiguas formas de andar recostado pa no caerse.

El hombre por no atreverse se atreve a cosas tremendas

a veces lo hace a sabiendas y sin saberlo otras veces.

Y de puro acostumbrado camina sin saber donde

y casi siempre responde al primer grito de alerta

la vaca que entra en la huerta sabe que no, pero come.

Nadie se asombre ni piense que soy un maleducado

nadie se vea incomodau ni nadie se crea ofendido,

tan solo pienso y les digo algunas que yo he pasado.

El que quiere, que me atienda, y el que no, que se haga el oso

no las voy de resbaloso porque no nací pescado,

camino sobre un pasado limpio, sano y respetuoso.

Siempre tuve por costumbre y por pura convicción

ser ante todo varón, sin dobleces ni mentiras

por eso es que alzo mi lira libre cual vuelo de gorrión.

Jamás pretendió mi canto ser castigo pa´ ninguno

en reflexión me consumo y en reflexión se baraja

que el que tuvo cola de paja solito le brotó el humo.

Tal vez me podría mi copla, y ojalá Dios sucediera

cantarle al gato, a la pera, o al pan de la buena mesa

y en vez de cantar tristeza, alegrías verdaderas.

A naides le ha de doler la verdad si la conoce

tal vez no le cause goce, tal vez le incube rencor

pero es pior ese dolor porque su alma reconoce.

No hay cárcel más verdadera pa´l hombre que tiene Dios

que ser sordo a toda voz y ser mudo a toda oreja

el alma se pone vieja sin consuelo y sin perdón.

Hay paciencias y hay resignos, hay tiempo y hay comunión

cada hombre es patrón de la cosa más inmensa

si cultiva su vergüenza estibará comprensión.

A lo mejor ya lo he dicho y caigo en la redundancia

pero con mucha constancia y repitiendo se saca

redundanciando las vacas se engrandecen las estancias.

Por eso a veces repito las cosas que ayer ya dije

el repetir no me aflige porque lo viejo es lo nuevo.

Todas las aves dan huevo, después el hombre es el que elige.

Pa que voy a decir buen día si eso ya lo dije ayer

hay cosa que habré de ver y hay otras que las he visto

repite su canto el misto por ayer, hoy y después.

También se repite el sol, y la luna y las estrellas,

el mostrador, las botellas, el viento y los aguacero,

y en el canto verdadero se van repitiendo huellas.

Que no haya malentendido en esto de repetir

cada uno habrá de seguir por donde mejor le cuadre

ansí lo pensó mi madre por eso es que estoy aquí.

Yo siento, pienso y me doy, pero me doy sin usura

no me gusta la gordura que suebra porque molesta.

Y antes de pecharla cuesta a bajo a tantear la montura

no sé cómo, ni porque sé como y por qué es que sé,

sé que el agua es pa la sed y el fuego pa dar calor

y sé que todo lo pior es mejor verlo otra vez.

Varias razones me doy y cada una va conmigo

yo soy mi propio testigo, mi fiscal, mi defensor

y mi juez es el honor de todo aquel que ha vivido.

Nadie puede juzgar si no tiene un buen derecho

que valga por lo que ha hecho y esté bien reconocido

no acepto que algún comedido me de aserrín por afrecho.

Quiero que le cueste poco entender mi explicación

a veces por barrigón no alcanza a prender el cinto

por eso es que se lo pinto, flaquito pero juertón.

Mi copla no ha de tener riquezas del intelecto

reconozco lo imperfecto que alguien me pueda tachar

pero en sentir y verdad, por sano me juego el resto.

No puede tener maldad que por maldad fue sufriendo

y yo explicarle pretendo, que el que hace mala a sabienda

siempre le chingan las priendas y vive echando remiendo.

Siempre el hombre ha de pensar que en cada mala intención

da lugar a un resbalón que puede ser perdicioso

todo campo es resbaloso si no se tiene razón.

Se cansa el hombre de ver cosas que ver no quisiera

alambrados y tranqueras que a veces quieren pararlo

pero el macho ha de vadearlo y ha de dir pa donde quiera.

Es muy triste que el temor encarcele el sentimiento

es muy triste estar contento pa disimular tristeza

de los pies a la cabeza crece todo por adentro.

Y mala de conseguir, paz y consuelo en maleta,

siempre andará a las gambetas viviendo de lo emprestado,

a mi también me ha pasado por una triste galleta.

Todo tiene su motivo y yo lo tuve también

todo comienza por bien pero termina mal hecho

todo camino derecho duebla pal que anda de a pie.

No se duebla la conciencia porque eso no tiene precio

y yo que la fui de recio un día bajé la cabeza

y coseché pa tristeza solo ironía y disprecio.

Pero todo ha de servir pa experiencia verdadera

se atora la volcadera por nueva o por oxidada

pero las leguas aradas le ponen brillo endevera.

del cielo, viene la luz pero el hombre las reparte

y aunque hay luz en todas parte algunos viven a oscuras

pero si hay luz en la achura, lo demás es cosa aparte.

Ninguno ha de hacer conciente lo que no quieren que le hagan

las estrellas que se apagan son penas del firmamento,

y yo pienso pa mi adentro "Dios, dale luz a mi alma".

No se si podrá entender adónde quiero llegar

algunos ven sin mirar, algunos miran sin ver

y yo doy mi parecer por cuenta mía nomas.

Se lo dije alguna vez y se lo vuelvo a decir

y ha de poderlo advertir sin que se le haga complejo

no quiero darle consejo solo mostrarle un sentir

cuesta mucho comprender los sentimientos ajenos

todos tenemos de bueno lo que nos falta de malo

y a veces, lo mismo años nos confunden el terreno.

Y a la larga o a la corta y por más vuelta que de

las sombra siempre se apea más rápido que la pata

nace junto a la alpargata y crece hasta donde desean

depende por depender todo ser de independencia

depende la providencia, también lo premeditado

depende lo evidencia por depender de evidencia.

Todo el igual es distinto, y al ser distinto es igual

en diferencia cabal se asemeja toda cosa

no nacen rosas de rosas y sí rosal de rosal.

Nunca se debe envidiar lo bueno que otro posea

trate de ganarlo y vea, que sea justo y merecido

el plato bien conseguido ni se eruta ni patea.

Cuando tenga un entripao, no se quede con las ganas

es fiero pensar macanas y tragar por no escupir

a ningún lado a de ir gorgoreando como rana.

Por favor, no se me olvide y que esto quede latente

defienda con uña y diente la libertad de su tierra

recuerde que en toda yerra está la treve caliente.

Tal vez a usté no le importe las cosas que yo he pasado

tal vez de puro educado me soporta el argumento

pero si piensa que es cuento se va a hundir en el pecado.

Tengo cosas pa historiar como el libro más mentao

algunas las he pasado, otras las he visto pasar

en cosas de relatar estoy bien autorizado.

Dios me puso en esta huella y Dios me enseñó a versear

él me enseñó a recordar y a mirar pa los costados

pero si me he equivocao, la culpa es mía nomás.

Y además le quiero aclarar pa su sentir y criterio

que aunque me larguen los perros y me muerdan los garrones

seguiré con mis razones hasta el mismo cementerio.

Tal vez mi última morada sea en algún nubarrón

o si consigo perdón y Dios me hace la gauchada

en mis pampas fachinadas dormirá mi corazón.

Y el día que clave la guampa y mi cuerpo se agusane

el día que se desgrane la espiga de mi osamenta

solo Dios me hará la cuenta porque a Él le entrego mis vales.

POr eso m´hijo, la herencia que yo le pueda dejar

si es que le llegar a quedar de mis deudas un haber

si nos la quiere perder Dios se las ha de administrar.

A lo mejor queda un saldo de errores que cometí

si llegara a ser ansí, no tenga empacho en decirlo

tal vez llegue a maldecirlo si me quisiera encubrir.

No niegue mi voluntad por más que adentro le duela

encubrir es mala escuela por eso la estoy negando

si yo viví equivocando no quiero ser sanguijuela.

No se si podré dejar algo que pueda servir

se que no puedo parir por haber nacido macho

pero no olvide muchacho que yo ayudé a concebir.

Por eso, m´hijo repito que consejos no le doy

el canto que canto hoy y el canto que ayer canté

mañana lo cantaré de puro criollo que soy.




LA LEY ES...

Consigna: Definición

LA LEY ES...

"La ley es tela de araña,
y en mi ignorancia lo explico,
no la tema el hombre rico,
no la tema el que mande,
pues la rompe el bicho grande
y sólo enrieda a los chicos.
Es la ley como la lluvia,
nunca puede ser pareja,
el que la aguanta se queja,
más el asunto es sencillo,
la ley es como el cuchillo,
no ofende a quien lo maneja.
Le suelen llamar espada
y el nombre le sienta bien,
los que la manejan ven
en dónde han de dar el tajo,
le cae a quién se halle abajo,
y corta sin ver a quién.
Hay muchos que son doctores,
y de su ciencia no dudo,
mas yo, que soy hombre rudo,
y aunque de esto poco entiendo
diariamente estoy viendo
que aplican la del embudo".
Martín Fierro. José Hernández.



A ti me dirijo, Ley,
que me haces creer que eres Dios,
te aseguro: no lo sos,
ni Dios, ni amo, ni rey.
Sé que te es fiel tu grey,
que con el juez tienen cita,
cumpliendo tu letra escrita,
letra injusta si la habrá,
¡si por plata liberás,
y a las condenas das quita!

¿En qué renglón de tu prosa
está el llanto del esfuerzo,
del castigar con lo adverso
a la subsistencia honrosa?
¿Por qué no ves estas cosas?
No está pensado el contexto
ni el más mísero pretexto
que hace llorar a los pobres,
y si no tienen un cobre
los condenás con tu texto.

¿Por qué es inicua tu fusta?
Si somos todos iguales,
¡todos plagados de males
y hasta tú eres tan adusta!
Tus enunciados disgustan
y provocan mil reproches,
tus tomos son un derroche,
votada fuiste, a Banelco,
artilugios de un revuelco
entre gallo y medianoche.

Si una ley peca de injusta
¿cómo habrá de dar justicia?
De nulidad ha de ser vicia
arcaica, rancia, vetusta.
Tu amenaza a nadie asusta,
y la borla de tu toga
es la burla demagoga
con que el poderoso se arma,
la sociedad pone alarma
y el delito se antologa.

¿En qué importante capítulo
defendés la caridad?
¿Dónde hablás de la bondad?
¿Dónde hay amor en tu título?
¿Cuál es el noble subtítulo
que le asignás al honesto?
¿Cómo es que premiás su puesto?
¡Si sólo penas proclamas
contra conductas que no amas,
dictando males e impuestos.

Todo querés penar
cuando es insignificante
y delitos importantes
los querés dejar pasar.
¿Por qué todo controlar?
¡Si igual nadie te hace caso!
Enterate: ¡Estás de paso
y te pondrás anticuada!
Sea con votos o pedradas
te bajarán de un hondazo.

Eres "la tela de araña"
de una araña que asesina,
que con astucia e inquina
al que cae, atrapa y daña.
Monstruo de fiera calaña
con disfraz de protector,
tu mundo es el del dolor,
si uno es toro o es cordero
igual para el matadero
va encomendado al Señor.

Tus líderes, en penumbras,
se creen dueños de la vida,
dan condena inmerecida,
dictamen que apesadumbra.
Tu luz es luz que no alumbra,
es tan débil que no es luz,
crucificaste en tu cruz
a pecadores y a justos,
dada a Moisés entre arbustos,
asesinaste a Jesús.

No seré quien se te oponga,
ni estaré en un frente opuesto,
pero sí, lo que detesto
es que tu fuero me impongas
y que de mi alma dispongas.
El poderoso te esgrime,
con poder legal me oprime,
luego impone un control táctico
y en tu nombre, el poder fáctico,
con violencia me reprime.

Pero un día, en el futuro,
se detendrá tu entelequia,
y la maldad que hoy se obsequia
tornará en bien, ¡lo aseguro!
El hombre escalará el muro
de tu fuero enterrador,
ya no serás su captor,
prisión no serán tus letras,
seguro así se perpetra
la SUPREMA LEY DE AMOR.

©Rubén Sada.  9/05/2015


VECINO NUEVO (Décimas humorísticas) Contrapunto Arjona Delia con Rubén Sada

VECINO NUEVO

— (Delia) —
Vino un vecinito nuevo
ofreciendo sus servicios,
amante del ejercicio
se ve bien ejercitado,
¡con músculos bien marcados!
Que era nuevo comentaba
y ayudarme él deseaba.
Se ofreció a cortar el pasto,
arreglarme los canastos,
¡lo que quiera él me arreglaba!

— (Rubén) —
Ese ñato "míster músculo"
con su cara de esperpento,
que no te venga con cuentos
y menos en el crepúsculo.
Su cerebro es bien minúsculo,
tené cuidado, muchacha,
que lo vi afilando el hacha,
tiene cara psicopática,
no seas de él fanática
y asegurá tu bombacha.

— (Delia)
El hacha es para la poda
¡y de psicópata nada!
Muy simpática es su cara
y tómatelo con soda.
Él las ramas acomoda,
y no es cuestión de tamaños,
él destapa hasta los caños,
y no es para hacer alarde,
me acomodó en una tarde
lo que a vos te llevó años.

— (Rubén)
Solitario acostumbrado
a hachar ramas y tallos,
con manos llenas de callos:
un "fierecillo domado".
Bruto, no domesticado,
peligroso es, por cierto,
y en este acto, te advierto,
mientras más rudo, peligra
la mujer, a quien denigra
hasta ser cadáver muerto.

— (Delia)
¡No confundas con violencia!
Es un hombre vigoroso
y de cuerpo muy lustroso,
tiene mucha inteligencia,
¡yo descarto tu sentencia!
"Rudo" no me lo definas,
su mirada es cristalina,
es león domesticado,
devorando los bocados,
¡me ve como su felina!

— (Rubén)
Tené cuidado al mordisco
del colmillo envenenado,
¿será un lobo emponzoñado
o Clarens, el león bizco?
Peludo, cual mono arisco,
canta y ladra como un perro,
y oxidado como un fierro
para completar la granja,
es hincha del de la franja,
despide olor a bostero.

— (Delia)
No te me pongas celoso
ni lo agravies al vecino,
es hombre muy masculino,
peludo, pero mimoso,
dando abrazos como un oso.
¡Y canta como el jilguero!
Hacerte amigo sugiero,
parece trabajador,
no tengas ningún temor,
deduzco es un caballero.

— (Rubén)
¡Caballo, dirás, querida!
Pero aquí tenés tu potro.
No consigas ningún otro,
yo soy tu hombre, mi vida.
Su cara me es conocida,
nunca olvido rostros fieros,
y algo más decirte quiero
que es un "mal carácter", hosco,
de hace mucho lo conozco:
es "EL NOVIO DEL PELUQUERO".

— (Delia)
¿El novio del peluquero?
Eso yo no lo sabía
si vos no me lo decías...
¡Por eso anda perfumado
nuestro vecino, el de al lado!
¡Ahora estoy entendiendo!
Con vos estoy aprendiendo,
¡mejor potro cabalgando!
Por eso yo estoy pensando
¡que el pasto siga creciendo!

© Arjona Delia y Rubén Sada
23/04/2015

APRENDIZAJE (Dueto Arjona Delia con Rubén Sada)


—Consigna: Diálogo—

APRENDIZAJE

— (Delia) —  
¡Qué difícil la tarea
que nos asignó Gabotto!
Las palabras siempre agoto,
no tengo muchas ideas.
¿Qué fórmula es la que emplean?
Vos que tenés aptitudes
desearía que me ayudes,
¿cómo hacer para rimar,
las ideas presentar?
¡Respondé mis inquietudes!

— (Rubén) —
Nos lo dijo el profesor:
primero idear el final,
y una estrofa magistral
terminará sin error.
Para que salga mejor
será en rimas consonantes,
rimas que a tu alma le encanten,
no querrás que se te vuelen,
¿por qué es que tus coplas suelen
ser siempre en rima asonante?

— (Delia) — 
Es muy rico el castellano
y tiene lindo atractivo,
en asonantes escribo
la inspiración de mis manos.
Pero yo veo a Mariano
y tantos grandes valores
del taller de payadores
que logran improvisar,
las rimas justas pensar,
¿Cómo lo hacen sin temores?

— (Rubén) —
Pensá esto: todo es práctica.
Cuando aprendiste a nadar,
¿vos podías respirar?
¡Pero aprendiste la táctica!
Las clases son muy didácticas,
todo se aprende en la vida,
por tu lectura y oída,
las que antes eran pésimas
se tornan en lindas décimas 
bien rimadas y medidas.  

— (Delia) —  
Recuerdo cuando aprendía 
a nadar y a respirar,
pero quiero preguntar
por esa sabiduría
para recitar poesía,
del Cimarrón y su gloria,
cuando relata historias,
mientras acomoda yerba
y de reojo nos observa,
 ¿Ejercita su memoria?


— (Rubén) —
Buen ejemplo, el Cimarrón,
pues recita bien tranquilo,
debe estar poniendo tilo
al mate, o quizás cedrón.
Sabe hacer la relación
y es rico su romancero,
es recitador  pionero,
de trayectoria es ejemplo
y su sapiencia es el templo
de un poeta bien campero.

— (Delia) —  
El mate deja tranquilas
las ideas en mi mente.
Pero alguien que es muy valiente,
viene con su hija Ludmila,
con su cuaderno y mochila.
Cuando las letras entona
Orlando con su bordona
y su voz tan estridente,
emociona a los presentes,
inclusive Ángel Uriona.

— (Rubén) —
La amistad es importante,
como lo demuestra Olguita,
de inspiración tan bendita
y talento palpitante.
Y un criollo de alto talante 
que a improvisar ya se atreve,
es el guitarrero Estévez
decime si es lo que creo,
que al momento del floreo
sus palabras te conmueven.

— (Delia) —  
Lo que decís es muy cierto
¡son personas excelentes!
Son todos inteligentes,
de las rimas son expertos.
Pero alguien que es muy despierto,
el pequeño del taller
no se achica en su saber,
Manuel Hermosi es su nombre
¡y siempre hace que me asombre!
¿lograremos aprender?

— (Rubén) —
¡Sí! Tengo la solución:
¡no faltar nunca al taller!
Realizar siempre el deber
y dedicarle atención.
Volaremos en su avión, 
pasajeros de un piloto
llamado Emanuel Gabotto,
y este vuelo de los lunes
es la amistad que nos une
hacia un futuro remoto.

© Delia Arjona y Rubén Sada.  3/05/2015

EL DEBATE


EL DEBATE

Encontrábanse un buen día
cara a cara, faz a faz,
ellas dos: "Verdad" y "Paz",
y entre las dos debatían.
La victoria supondría
mostrar quién tiene razón,
la mente o el corazón,
cuál de ellas dos es más fuerte,
entre Verdad y Paz, a muerte,
así fue la discusión:

La Paz dijo en su alegato:
"—Yo soy la más preferida,
porque permito la vida,
siempre dispenso buen trato."
Dijo Verdad: "—Timorato,
es tu espíritu borrego,
el rey del mundo es el ego,
y el más valiente gobierna,
yo soy la Verdad eterna,
soy la luz de un mundo ciego".

Paz le respondió a Verdad:
"—No existe verdad absoluta,
con los siglos, ésta muta,
y entorpece la hermandad.
La actual falta de unidad
es un sentimiento impuro,
y este mundo es tan oscuro,
verdad o paz hay muy poca,
'el pez muere por la boca',
callar siempre es más seguro".

Dijo Verdad en su defensa:
"—Siempre voy a triunfar.
Libre podré caminar,
pues tengo una fuerza inmensa".
Replicó Paz: "—Tus ofensas
cuando hablás, crudas, las tuyas,
hacen que la paz se excluya.
Callar sería preferible
a tener pelea horrible
y que lo apacible huya".

Replicó a esto Verdad:
"—Yo prefiero andar desnuda
y aunque mi boca sea cruda,
siempre hablar sinceridad.
Lo peor es la falsedad,
y aun si causara un disgusto,
yo sé que a todos les gusto
y si encontrarme es riesgoso,
será un riesgo más odioso
declarar lo que no es justo".

"—No niego tus beneficios"-
dijo Paz, examinando,
y siguió atenta, escuchando,
para luego emitir  juicio:
"—La verdad es un suplicio 
y es de la altura de un muro,
escalarlo ha de ser duro.
La paz llega a ser el puente
con el que feliz, la gente,
puede construir un futuro".

"—Yo soy la 'Verdad Absoluta'"-
alegó ésta, arrogante.
Y agregó el dicho, tajante:
"—La Verdad es impoluta".-
"—No hay nadie que lo discuta"-
largó Paz: "—Es 'tu' verdad,
mas, mira en la actualidad:
¡Todos dicen poseerla,
y por querer imponerla,
perdieron la humanidad!...

Así es que entre los hermanos,
nos quitamos la existencia,
empuñando, con demencia,
las armas en nuestras manos.
La 'verdad' nos arrogamos,
con absolutismo estricto,
somos rehenes, convictos
de esta reina dictadora,
que de batalla es autora
y nos empuja a conflictos.

Cada cual con 'su' verdad,
impele al mundo a esas guerras,
arruinando suelo y tierra,
escaseando humanidad.
Si hubiera más voluntad
de buscar la 'Paz Completa',
obraríamos la receta
y al practicar comprensión,
de una feroz destrucción
salvaríamos al planeta".

"—Tu Paz no es paz sin verdad"-
concluía Verdad, presta,
"—y mi última propuesta
es lograr nuestra unidad".-
"—Hablaste con claridad"-
aceptó Paz el acuerdo,
"—y en esto sí que concuerdo.
Seré verdad solamente
si el humano en alma y mente
pacifica desacuerdos".

© Rubén Sada - 3/5/2015

EN 14 VERSOS (Leit motiv del libro de sonetos de Rubén Sada)


EN 14 VERSOS


“Soneto” pueden ser catorce rosas
si con amor sus versos se imaginan,
mas, pueden ser también catorce espinas
molestando en pupilas tenebrosas.

“Soneto” son catorce aves hermosas
que en el concierto de tu pecho trinan,
y escapan hacia el sol y te iluminan
para así despejar mentes brumosas.

Primero has de inspirarte en dos cuartetos,
serás recompensado en tu osadía,
y luego, con encanto y armonía

le piensas el remate en dos tercetos.
Verás remontar libre la poesía,
catorce versos vuelan: tu soneto.

Rubén Sada


ESQUIVANDO EL MANGAZO (Décimas humorísticas entre Rubén Sada y Delia Arjona)


ESQUIVANDO EL MANGAZO

 — (Delia) —
Amorcito de mi vida,
¡necesito el efectivo!
Porque cuido mi atractivo
y debo estar bien vestida
para todas mis salidas.
Es muy grande mi calvario,
sólo guardo en el armario
los diez pares de zapatos
y veinte abrigos rescato,
¡es muy pobre mi vestuario!

— (Rubén) —
         ¿Para qué querés más pares?
         ¿No te alcanzan esos diez?
         ¡Vos, sólo tenés dos pies
         y me llorás plata a mares!
         No es bueno que te compares
         a esas damas ricachonas
         que la ropa coleccionan
         con signo peso en los ojos,
         pues, de cobranza estoy flojo
         y el cajero no funciona.

— (Delia) —
No le esquives al mangazo, 
si andás flojo de cobranzas 
y la plata no te alcanza, 
tus excusas yo rechazo. 
¡De bruja no me disfrazo!
Mi cabello es virulana, 
ya me están saliendo canas, 
mi ropa es harapos viejos, 
¡dejame darte un consejo! 
¡Trabajá más y con ganas!

— (Rubén) —
         La plata se pone esquiva,
         ¿para qué acumular ropa?
         Sos linda de proa y popa,
         sos una reina, una diva.
         La moda es tanto nociva
         y el bolsillo me incomoda,
         ¿para qué ropa a la moda
         y comprar conjuntos caros?
         ¡Si a la noche, con descaro,
         voy a quitártela toda!

— (Delia) —
Tus halagos te agradezco,
¡yo soy joven y bonita!
Pero me hace falta guita.
Te repito, me parezco
a una bruja y no merezco.
No hace falta que comentes
algo que ya es evidente.
Tengo que estar bien vestida,
allí en todas mis salidas,
cuando me mira la gente.

— (Rubén) —
         Tu piel es la mejor prenda,
         la que te ha dado Dios.
         La gran belleza que sos
         hace que la flor se ofenda.
         Es preciso que comprendas,
         y no es porque yo lo invoque,
         que hoy la calle es un disloque,
         van todas pintarrajeadas,
         vos sos preciosa sin nada, 
         no necesitás revoque. 

— (Delia) —
¡Sos un loro repitiendo!
Otra respuesta esperaba,
con el dinero soñaba
ya que el frío está viniendo.
¡Por eso te estoy pidiendo!
Dinosaurio ya parezco,
Yo, de verdad te agradezco
si me das unas monedas,
que un abrigo me concedan,
¡porque es lo que me merezco!

— (Rubén) —
         ¿Veinte abrigos no te bastan?
         Tenés el ropero lleno,
         pero envidiás ir de estreno 
         como quien todo malgasta.
         La ropa nueva contrasta
         con tu alcurnia y con tus datos,
         no cometas desacato
         a tu estirpe de mujer,
         mejor ponete a barrer, 
         fregar y lavar los platos. 

— (Delia) —
Completo mi vestimenta
con la escoba y con los trapos.
Voy vestida con harapos
y la gente ya comenta,
¡que parezco una sirvienta!
Y si aflojás un poquito,
te invito a nuestro cuartito,
y con caricias intensas
aflojes, y te convenza,
¡que merezco el regalito!

— (Rubén) —
         Te daré, amor, tu regalo,
         y si querés adelanto,
         escuchá gratis mi canto
         para no llamarme 'malo'.
         Mi amor vale más, pensalo,
         y mi cariño es tu abrigo,
         soy yo tu mejor amigo
         y mi amor es muy sincero, 
         ¡no me pidas más dinero!
         ¡Si trabajo, me fatigo!

— (Delia) —
Acepto tus argumentos
que el cariño nos da abrigo,
y el cielo es nuestro testigo
¡son puros los sentimientos! 
Vivimos lindos momentos,
calefacción a los mimos,
con eso ya nos cubrimos,
porque el amor es más grande
y día a día se expande...
¡por eso nos elegimos!

Autores: Delia Arjona y Rubén Sada (21/04/2015)
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...